RSS

La bodeguitas tradicionales en peligro de extinción

28 Sep

Nereida Oviedo. Fotos: Miguel Arias (http://www.el-aragueno.com/intermezzo.htm)

 

Pedro Alvarado en su bodega de la calle Campo Elías cruce con Bermúdez (Palo Negro).

Necesitas velas de sebo, aceite de coco, aceite de almendra, tabaco en rama, chimó, degustar el rico carato preparado por Celita López; todo esto y mucho más de tradición palonegrense puedes encontrar en "La Bodega de Pedro Juan", situada en la calle Campo Elías cruce con Bermúdez de la populosa ciudad Palo Negro, estado Aragua (Venezuela).

Esta bodega se pronuncia con mayúscula, ya que fue fundada por Don Pedro Juan Alvarado hace más de 50 años y aún hoy conserva una gran variedad de productos de los años 1940, que se entremezclan con los productos producidos en la era moderna.

Don Pedro Juan, nació en el mismo lugar donde construyó su bodega, en un rancho de paja, barro y caña brava, un día 23 de octubre de 1926. "Soy hijo de un solo palo, porque mi madre Juana Josefa Alvarado fue mi madre y mi padre", dice al preguntarle quiénes fueron sus padres.

Sus hijos crecieron viendo a Don Pedro atender y surtir la bodega, así como conocieron a innumerables personalidades que acudían en busca no sólo de los productos tradicionales, sino también de los que se fueron introduciendo con el devenir del tiempo.

-¿Don Pedro, cómo ha hecho para mantener la leña, el chimó, el tabaco y otro productos tradicionales que evidentemente han sido sustituidos con la modernidad?

-Para mí siempre ha sido importante que la bodega mantenga su tradición, aunque acepto lo moderno y lo vendo, pero esto no ha cambiado su imagen de tradición, por ejemplo no he permitido la remodelación de la bodega, la conservo igual, con sus paredes de adobes de arcilla, así permanecerá por siempre y por supuesto que además debe ser permanente la venta de la leña, la miel de abeja, aceite de coco y los otros productos que ya has mencionado, para ello tengo contacto con personas que me suministran lo necesario.

-Pero veo que le ha instalado rejas a toda la bodega ¿porque? ¿Esto no desmejora lo tradicional?

-Realmente sí y me duele haber tenido que enrejar la bodega, pero es que con la era moderna llegó la inseguridad, flagelo que me ha atacado fuertemente, hasta el punto de haber sido robado 13 veces en dos meses, tenía que buscar la forma para que los amigos de lo ajeno no me visitaran y lamentablemente el hierro era la manera más efectiva.

-¿Qué añora de los años de su juventud?

-La honradez, antes un compadre era un hermano; había respeto por la familia; por la amistad, todo esto se ha perdido. Se acabó el amor por lo nuestro; a la gente le importa muy poco depositar la basura en las calles, romper las áreas verdes, por ejemplo de la Plaza Bolívar. Hemos perdido mucho, ojalá nuestros gobernantes pudieran acabar este mal, que nos afecta a todos por igual.

-Don Pedro, ¿cuáles son los productos tradicionales que realmente la gente puede venir a buscar a "La Bodega de Pedro Juan" que seguro van a encontrar?

-Muchos, para degustar: el carato, majarete, pan de horno y dulce de leche. Para cocinar: leña, kerosén, mecha para cocinas de kerosén, vara de vera para asar carne. Para remedios o belleza: aceite de coco, aceite de almendra, vela de cebo. Para descansar y divertirse, hamacas, cuatro y maracas. Para la comodidad: alpargatas, abanicos y otras cosas muy tradicionales pero de gran utilidad para el pueblo moderno, que muchas veces buscan lo de antes por su efectividad en el uso.

 
Leave a comment

Posted by on September 28, 2005 in Lugares añorados

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: